David Medrano contó el día que el entonces entrenador de la selección mexicana mandó a Paco Ramírez por unos vinos, dejándole una cuantiosa propina.

El sueco Sven-Göran Eriksson fue el entrenador de la selección mexicana de 2008 al 2009 tras el proceso de Hugo Sánchez, pero el llegar a un entorno desconocido hizo que no pudiera adaptarse, motivo por el cual terminó saliendo del Tricolor. Sin embargo, en su paso fugaz por el combinado nacional dejó una divertida anécdota, la cual fue contada por David Medrano, comentarista de TV Azteca, misma que obtuvo gracias al técnico Francisco Ramírez, quien en aquel entonces era el auxiliar del sueco, donde además Paco se vio beneficiado. El cronista comenzó hablando sobre lo pulcro que era Sven a la hora de vestir, pues siempre se dejaba ver de traje o ropa casual, “siempre un caballero”.

Estación de Radio Digital, en uno de los municipios más poblados de América Latina. Nuestro contenido es audio visual con temas sociales, de conciencia, políticos, ambientales, refleccion y más.

Photo Gallery